Lectura de hoy

Un estado de actitud

Romanos 8:28

Sabemos, además, que a los que aman a Dios, todas las cosas los ayudan a bien, esto es, a...

REFLEXIÓN

Cecilia se quejaba todo el tiempo de que no ganaba suficiente dinero, de que no podía comprar...

» Continúa     » Escuchar Audio  Escuchar Audio

Reciba diariamente la Lectura de Hoy en su correo electrónico sin ningún compromiso.

Suscribete a Unanimes

Estudio Bíblico de la semana

A.16.- Los pactos, antiguo y nuevo

Lecturas El presente estudio analiza los dos pactos, el realizado por Dios con el pueblo de Israel y el nuevo pacto establecido por Jesús en la cruz. ...

» Descargar     » Escuchar Audio  Estudios

Si Dios se fuera de huelga

Publicación:  lunes 23 enero 2023   |  Escuchar Audio  Escuchar Audio |  Enviar a un amigo Enviar a un amigo



Pero yo os digo: Amad a vuestros enemigos, bendecid a los que os maldicen, haced bien a los que os odian y orad por los que os ultrajan y os persiguen, para que seáis hijos de vuestro Padre que está en los cielos, que hace salir su sol sobre malos y buenos y llover sobre justos e injustos. Mateo 5:44-45


Reflexión

¿Cómo es que Dios nunca se ha ido a la huelga? Él podría reclamar que no lo tratamos con justicia, podría decir ¡no es justo! Dejo de hacer lo que hago y me voy a huelga.

Si sólo una vez se hubiese rendido, y dicho: ¡Hasta aquí... me rindo! He tenido suficiente con los de la Tierra, así que esto es lo que voy a hacer; daré mis órdenes al sol: ¡Corta el suministro de calor! Y a la luna: ¡No brindes más luz y seca los mares!

Entonces, sólo para empeorar las cosas y aumentar las presiones diría: ¡Apaga el vital oxígeno hasta que todo aliento se extinga!

Él estaría en lo correcto si de justicia se tratase todo esto. Ya que a nadie se le ha abusado tanto o enfrentado con más desdeño que a Dios y sin embargo sigue adelante proveyéndonos de todos los favores de Su gracia… gratuitamente, no pide nada a cambio. El provee a buenos y malos. Da el sol, la lluvia y los alimentos a los habitantes de la tierra. Nosotros hacemos injusticia con sus dones y los distribuimos injustamente. Tomamos Su justicia y traficamos con ella.

Los hombres demandan un mejor trato y se van a la huelga. Pero, ¿qué trato le hemos dado a Dios, a quien le debemos todo?

No nos importa a quién lastimamos para obtener las cosas que nos gustan, contrariando los designios divinos. Aun así, Él sigue proveyendo. Es apropiado de vez en cuando considerar en qué desastre nos encontraríamos ¡si Dios se fuese a la huelga!

Mis queridos hermanos y amigos, gracias a Dios que grande es su misericordia. Él ha prometido que nunca nos dejará. Su misericordia es el mejor regalo para nosotros. Su Fidelidad es grande. No abusemos de ella… Él no lo merece.

Que Dios te bendiga