Lectura de hoy

Parientes lejanos

Proverbios 17:17

En todo tiempo ama el amigo y es como un hermano en tiempos de angustia...

REFLEXIÓN

Cierto viejo solitario, vivía en las profundidades de las montañas de Colorado. Cuando murió...

» Continúa     » Escuchar Audio  Escuchar Audio

Reciba diariamente la Lectura de Hoy en su correo electrónico sin ningún compromiso.

Suscribete a Unanimes

Estudio Bíblico de la semana

A.13.- La misericordia y la gracia de Dios

Lecturas Estudio que profundiza sobre la misericordia y la gracia de Dios. ...

» Descargar     » Escuchar Audio  Estudios

Mi corazón para ti

Publicación:  jueves 29 septiembre 2022   |  Escuchar Audio  Escuchar Audio |  Enviar a un amigo Enviar a un amigo



Vestíos, pues, como escogidos de Dios, santos y amados, de entrañable misericordia, de bondad, de humildad, de mansedumbre, de paciencia. Colosenses 3:12


Reflexión

Se cuenta la historia del ya ausente y famoso escapista Harry Houdini, que nos permite vislumbrar el interior de su corazón.

A principios de su carrera, cuando aún se presentaba en un desconocido teatro de variedades, él y su joven esposa subsistían de una semana a otra sin reserva de alimentos o dinero. Una tarde decidió ir al supermercado a comprar productos alimenticios. En pocos minutos ya había regresado y estaba sentado en la mesa de la cocina, llorando incontrolablemente.

Sin certeza de lo ocurrido, pero temiendo lo peor, su esposa intentó averiguarlo y ofrecerle consuelo. Al fin, controlando sus sollozos, le contó que no lo habían lastimado ni asaltado. Explicó que en su camino al supermercado, se acercó a un joven lisiado que mendigaba alimentos. Al instante, le ofreció al hombre todo lo que tenía y luego regresó al apartamento.

Entonces ¿Por qué lloraba Harry? Había hecho algo noble. Tal vez estaba molesto porque al ser tan impulsivo, él y su esposa se quedaron sin nada. No, él no sentía dolor por ellos. Lloraba por no tener más para dar.

Mis queridos hermanos y amigos, Harry Houdini, aquel día, dejó constancia de la mayor de las dádivas. Mostró compasión y es esta la que mantiene fresco y renovado nuestro corazón. Mostremos también nosotros compasión por nuestros semejantes, así estaremos mostrando al Señor que vive en nosotros.

Que Dios te bendiga